Tenerife Norte

Huertos urbanos con cosecha social y educativa

Unas 700 personas se han beneficiado de forma directa de la creación, en 2012, de las parcelas ecológicas del Parque Doña Chana.
Raúl Sánchez
12/mar/19 6:26 AM
Edición impresa
Huertos urbanos con cosecha social y educativa

Raúl Sánchez

L os huertos ecológicos urbanos que el Ayuntamiento de La Orotava empezó a crear en el Parque Doña Chana en el año 2012 no solo producen alimentos para las familias villeras que se encargan de su gestión. Su cosecha es también social y educativa, pues parte de las 90 parcelas habilitadas en pleno casco urbano se utilizan para complementar la formación de los alumnos de los centros de educación infantil y primaria La Concepción y Domínguez Alfonso, y ayudar a Afes en su trabajo con personas con problemas de salud mental.

Unos 500 vecinos se han beneficiado en los últimos ocho años de la posibilidad de contar con una parcela donde cultivar parte de los alimentos del hogar. Medio millar de villeros a los que hay que sumar los alrededor de 200 alumnos de los citados centros escolares, que tienen en el Parque Doña Chana un aula abierta donde descubrir algunos de los secretos de las plantas, la agricultura o la biología.

Estos huertos ocupan una superficie 4.500 metros cuadrados dentro del Parque Cultural Doña Chana, cuya extensión total supera los 16.000 metros cuadrados. De las casi cien parcelas existentes, de entre 20 y 25 metros cuadrados, 80 están a disposición de vecinos del municipio. El resto se dedican a proyectos educativos y sociales.

El alcalde villero, Francisco Linares (CC), y el edil de Medio Ambiente, Luis Perera (CC), visitaron ayer estos huertos junto a las directoras de los CEIP La Concepción y Domínguez Alfonso, Mercedes Coromoto y Auxiliadora Hernández; la responsable de comunicación de Afes, Patricia Villena, y representantes de la empresa Leroy Merlin, que ha colaborado en los últimos años con la cesión de diverso material y herramientas para facilitar el trabajo y mejorar el equipamiento de los huertos urbanos.

Tanto para Afes como para los centros educativos, estos huertos son una potente herramienta de educación y ocio saludable. Villena destacó que las personas con problemas de salud mental que acuden al huerto "han logrado mejoras significativas en las relaciones interpersonales y en su situación personal", al tiempo que se avanza en la integración social del colectivo.