Santa Cruz de Tenerife

La reforma de la UTS de Centro-Ifara costará 737.000 euros

La Junta de Gobierno asumirá la rehabilitación del edificio de su propiedad de la calle Cruz Verde para Servicios Sociales.
El Día, S/C de Tenerife
12/mar/19 6:25 AM
Edición impresa
 

El Día, S/C de Tenerife

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz aprobó ayer el proyecto técnico de rehabilitación integral de la futura sede de la Unidad de Trabajo Social (UTS) del distrito Centro-Ifara, que se emplazará en un inmueble de titularidad municipal y carácter histórico situado en el número 8 de la calle Cruz Verde de la capital tinerfeña.

El acuerdo del máximo órgano ejecutivo del ayuntamiento fija una inversión global próxima a 740.000 euros (737.226) para acometer las obras de reforma del inmueble con un plazo estimado para la ejecución de las mismas de 14 meses, a partir del día siguiente de la firma del acta de comprobación de replanteo.

El concejal responsable del Patrimonio municipal, Juan José Martínez, informó que "el proyecto de rehabilitación del inmueble comprende una doble finalidad: De un lado, una actuación de rehabilitación integral en un bien patrimonial de la ciudad; y de otro, la puesta a disposición del inmueble al servicio de la atención social de los vecinos del distrito Centro-Ifara".

Martínez asegura que "esta alternativa a su vez permitirá, una vez entre en funcionamiento, un ahorro sustantivo a las arcas municipales, que dejará de abonar el alquiler al que hasta ahora hacemos frente en la actual sede de la UTS del distrito".

Las unidades de Trabajo Social son la puerta de entrada a los Servicios Sociales de Santa Cruz y representan el primer nivel de atención integral (individual, familiar, grupal y comunitario) frente a los problemas y las necesidades sociales.

La superficie total construida y objeto de rehabilitación a partir de ahora asciende a 553,6 metros cuadrados (304,6 de superficie útil), distribuidos a razón de 155,3 metros cuadrados en las plantas baja, entresuelo y primera y 87,5 metros cuadrados más en la segunda planta del inmueble.

La previsión municipal es poder disponer en ese espacio de 14 puestos de atención al público y 5 despachos específicos para la atención personalizada de los usuarios de la futura unidad social.