Canarias

La directiva europea de renovables prevé un trato específico a las RUP

La normativa, publicada ayer, contempla el apoyo financiero de los Estados a proyectos en estas regiones y sugiere tener un "combustible fósil de referencia" para generar electricidad.
M.G., S/C de Tenerife
22/dic/18 5:46 AM
Edición impresa

M.G., S/C de Tenerife

Los Estados miembros de la Unión Europea podrán adaptar los sistemas de apoyo financiero a proyectos de energías sostenibles situados en las regiones ultraperiféricas (RUP) y en las islas de pequeña superficie "con objeto de tener en cuenta los costes de producción asociados a sus condiciones específicas de aislamiento y de dependencia exterior".

Este es uno de los puntos en los que la nueva directiva sobre energías renovables de la UE plasma un trato específico para las RUP, entre ellas Canarias. El texto fue publicado ayer en el Diario Oficial de la Unión y recoge también que en estos territorios resulta "conveniente prever un combustible fósil de referencia específico" para la producción de electricidad que permita "una ponderación adecuada de los criterios de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero en esas regiones".

"Las regiones ultraperiféricas podrían servir como ejemplo de la puesta en marcha de tecnologías energéticas innovadoras para la UE", por lo que "se hace necesario incentivar el uso de las energías renovables para alcanzar un mayor nivel de independencia energética y reconocer su situación específica en lo relativo al potencial de estas energías y a la necesidad de ayuda pública".

El consejero de Economía del Gobierno autonómico, Pedro Ortega, anunció ayer la publicación de la normativa comunitaria durante una comparencia en el Parlamento, instada por el grupo mixto (ASG), para dar cuenta de los proyectos para la implantación del gas ciudad en las Islas financiados con fondos del Plan Juncker concedidos a la empresa Redexis, y paralizados por el momento al haber anulado el TSJC el decreto del Ejecutivo que les da sustento legal.

Ortega aseguró que el objetivo de su departamento continúa siendo el 100% de energías renovables, pero que el primer paso es "descarbonizar", una meta para la que el Gobierno confía en el gas natural, que "ahorra en emisiones y también económicamente".

Frente a los reparos de la mayoría de grupos -PSOE, Podemos, NC y ASG-, el consejero advirtió de que renunciar al gas natural significa "condenar a Canarias" a seguir quemando fuel mientras terminan de consolidarse las energías renovables.

"Usted será recordado por desbloquear las energías renovables, y no me gustaría que lo fuera por el gas", señaló el portavoz de ASG, Jesús Ramos, solicitante de la comparecencia de Ortega. En cuanto al gas ciudad -aire propanado, en un principio-, el diputado del grupo mixto opinó que los fondos del Plan Juncker -que son una inversión privada, recordó el consejero- podrían haberse destinado a otros fines.

Del gas a Venezuela: Podemos se levanta tras las acusaciones del PP

Aunque versaba sobre el gas, la comisión de Asuntos Europeos se inflamó por un asunto bien distinto. Las alusiones de la diputada del PP Cristina Tavío a la relación entre Podemos y Venezuela -"condenen la dictadura", exclamó- indignaron a las diputadas de la formación de izquierdas, que terminaron por abandonar la sesión./ maría pisaca