Nacional
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La Junta Electoral prohíbe el 'Día del Vecino' y el 'Día de la Juventud' en Santa Cruz de Tenerife leer

Calvo: el relator de la mesa de partidos ha de ser español, preferiblemente catalán

Reconoce que sin Presupuestos, la legislatura se verá acortada
Madrid, Europa Press
6/feb/19 10:21 AM
eldia.es
Eduardo Parra

Madrid, Europa Press El relator que ordenará los trabajos de la mesa de partidos sobre Cataluña que intentan impulsar el Gobierno y la Generalitat ha de ser de nacionalidad española, y preferiblemente un hombre o mujer catalana, ha avanzado este miércoles la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo.

En una entrevista en la Cadena Ser, recogida por Europa Press, Calvo ha asegurado que esta figura ni de lejos se puede asimilar con un mediador internacional y ha dejado claro que en esa mesa de partidos no se sentará el Gobierno, que vehicula el diálogo con el Govern catalán en el plano institucional de la Comisión bilateral Estado-Generalitat prevista en el Estatut.

Frente a las críticas de PP y Ciudadanos, pero también en el seno del propio PSOE, de que la figura del relator supone asumir el relato independentista, Calvo ha relativizado el alcance de la polémica figura.

Será, ha señalado, "simplemente" una "persona de confianza" de los partidos que se sienten en la mesa y que hará el trabajo de "convocar, poner orden en el debate, recordar de qué se está hablando" y "recapitular" lo tratado.

A esta figura no la elegirá el Gobierno, sino los partidos que participen en la mesa de diálogo, ha precisado Calvo, pese a que el Ejecutivo tiene una preferencia: hombre o mujer española, y mejor si es de Cataluña. Una preferencia que asumirá el PSC, la formación que representará a los socialistas en ese foro.

Si en esa mesa de partidos se avanzara en fórmulas para solucionar la crisis con el independentismo catalán, las propuestas allí tratadas siempre podrían llevarse a un plano estatal --como aspiran los independentistas-- a través de la comisión de estudio sobre la modernización del Estado autonómico que impulsó el PSOE en el Congreso, y que permanece activa pese a que la mayoría de grupos la ha boicoteado, ha explicado Calvo.

Este relator, por tanto, no estará presente en el diálogo institucional entre el Ejecutivo y la Generalitat, ha aclarado Calvo, que ha precisado que en la Comisión bilateral Estado Generalitat presidirán las delegaciones la ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, acompañada de dos secretarios de Estado, y por parte de la Generalitat el consejero de Acción Exterior, Relaciones Institucionales y Transparencia, Alfred Bosch.

CRÍTICAS INTERNAS EN EL PSOE

Preguntada expresamente por las críticas de la exportavoz socialista en el Congreso de los Diputados Soraya Rodríguez por la aceptación del Gobierno de la figura del relator, Calvo ha acusado a su compañera de partido de no haber "entendido nada".

"No hay un mediador, no hay un conflicto internacional, no hay nada que se le parezca a esto. Hay una bilateral institucionalizada y hay una mesa donde se van a sentar los partidos en Cataluña para hablar de Cataluña que utilizará a una persona que pueda ayudar en cómo se convoca y cómo se reúne. Simple y llanamente", ha insistido.

A las críticas de PP y Ciudadanos, Calvo ha replicado acusando a estos dos partidos de llevar "años" viviendo de este conflicto, pero sin ayudar a resolverlo. Tras recordar que el PSOE estuvo con el Gobierno del PP cuando hubo que responder con el artículo 155 de la Constitución al quebrantamiento del orden constitucional por parte de los independentistas, Calvo ha subrayado que los socialistas "no tienen nada que demostrar" en relación con su compromiso con la unidad de España.

"Jamás hemos comprado nada de la tesis independentista. Ni como Gobierno ni como partido", ha sostenido, al tiempo que ha denunciado que PP y Ciudadanos se nieguen a dialogar con el resto de partidos en Cataluña.

De hecho, Calvo ha asegurado que el Ejecutivo nunca tomó como "base" de ninguna negociación el documento de 21 puntos que el president Quim Torra le hizo llegar al presidente Pedro Sánchez en su encuentro en Barcelona en diciembre pasado. Para el Gobierno, dice Calvo, ese documento en el que se pedía una mediación internacional nunca existió.

Preguntada por las consecuencias que tendrá en la continuidad de la Legislatura un eventual rechazo del proyecto de Presupuestos Generales del Estado para este 2019, Calvo ha reconocido que se vería acortada de manera inevitable, como así ha admitido el propio Sánchez al señalar, recuerda la vicepresidenta, cómo explicó que le gustaría tener unas cuentas "para tener un año 2019 entero para ejecutar políticas sociales" y que si no los tenía entonces el tiempo se acortaría.

La entrevista también ha dejado una anécdota, cuando Calvo ha confirmado que tiene un chat nombrado 'Coordinación Barcelona-Madrid' con el vicepresidente aragonés, Pere Aragonés, y la consejera de Presidencia, Elsa Artadi, con quienes acordó establecer este canal de diálogo entre partidos, alternativo a la Comisión bilateral Estado-Generalitat.