Nacional

ETA explosiona dos coches-bomba en la Costa del Sol y uno en Zaragoza sin causar muertos

El primer atentado, en una zona turística de Fuengirola, provocó tres heridos, dos de ellos graves. Los TEDAX hicieron explotar otro vehículo cargado con dinamita en el centro de Marbella, que no causó daños personales. Anoche, el tercero, en el parking de El Corte Inglés zaragozano.

EFE, Málaga
22/jun/02 1:15 AM
Edición impresa

ETA hizo explosionar ayer dos coches-bomba en las localidades malagueñas de Fuengirola y Marbella, dos de los principales destinos turísticos de la Costa del Sol, y causaron seis heridos de diversa consideración y numerosos daños materiales en las inmediaciones de los sucesos.

La primera explosión se registró a las 7.05 junto al hotel Las Pirámides de Fuengirola, donde se encontraban más de quinientas personas que no pudieron ser desalojadas debido a la rapidez de los hechos.

El siniestro originó principalmente rotura de cristales y daños en varios vehículos situados en la cercanía del Peugeot 205 de color gris que estalló, robado en Málaga el pasado 19 y que contenía entre 30 y 40 kilos de cloratita reforzada con dinamita, aunque también causó heridas a seis personas de distintas nacionalidades.

Tres de las víctimas fueron trasladadas al hospital Costa del Sol de Marbella y uno de ellos, de nacionalidad británica y 33 años, se encuentra en estado muy grave tras sufrir una herida inciso contusa en tórax izquierdo por fragmento de metralla, que le afectó al pulmón, diafragma y bazo, según el último parte médico.

Tras el atentado, la Policía llevó a cabo tres explosiones controladas en el Paseo Marítimo de Fuengirola ante la existencia de un objeto sospechoso en la playa de Santa Amalia, situada frente al Hotel Las Pirámides.

El segundo coche bomba explotó a las 13.00 en Marbella, junto al hotel Sultán, que fue desalojado, y provocó daños en cinco vehículos estacionados en la zona, aunque no causó heridos.

El director general de la Policía, Juan Cotino, que se desplazó a ambos municipios, explicó que un comunicado de ETA del que tuvo conocimiento la Policía el miércoles avisaba de que la banda terrorista iba a llevar a cabo atentados en algún lugar de España "alrededor de la cumbre de Sevilla". "ETA mata siempre que puede y cuando puede y estos días había anunciado que alrededor de la cumbre iba a hacer cosas en cualquier punto de España".

El tercero, en Zaragoza

ETA hizo explotar un tercer coche bomba en Zaragoza anoche en el aparcamiento de un edificio de El Corte Inglés de la capital aragonesa. La deflagración, que se registró al filo de las 22.15 estuvo precedida, como en los dos anteriores, de una llamada telefónica, efectuada unos 45 minutos antes de que estallara el explosivo cargado en el vehículo. Afortunadamente sólo produjo heridas de carácter leve a un vigilante jurado, que se encontraba en una planta distinta de donde se estacionó el coche, y a otra persona que estaba en las instalaciones del parking.